Los guantes de los cirujanos

primeira-300x166

Quirófano del S.XIX sin ninguna medida de asepsia

Los dos pilares sobre los que se asienta la cirugía son la anestesia y la asepsia, pero su pleno desarrollo solo tiene algo mas de un siglo. Hasta el último cuarto del siglo XIX no se tenía conocimiento de qué provocaban las infecciones quirúrgicas y los quirófanos eran salas inmundas, sin ninguna limpieza, donde los cirujanos operaban vestidos de calle o con una bata que cuanto mas manchada de sangre estuviera mayor prestigio confería a su dueño.

Fotograma de la serie de TV norteamericana de 2014 “The knick” con la recreación de una cirugía a finales del siglo XIX. Fijaos como operaban sin guantes, mascarillas, vestidos de calle y al quirófano entraba todo el mudo.

Todo esto empezó a cambiar lentamente por una generación de jóvenes cirujanos que fueron aplicando nuevos conocimientos empíricos y científicos, incluso antes que se descubrieran los gérmenes patógenos. Cuando se comprendió que la limpieza disminuía las infecciones, una de las primeras medidas empíricas introducidas fue rociar los quirófanos, manos e instrumental con fenol, producto efectivo pero algo tóxico.

En este contexto de finales del siglo XIX el Dr. Halsted de Nueva York, uno de los pioneros de la cirugía moderna, fue nombrado jefe y profesor de cirugía del nuevo hospital de la Universidad Johns Hopkins de Baltimore, hoy uno de los centros médicos más prestigiosos del mundo.

En el Hospital trabajaba una ayudante de quirófano llamada Caroline Hampton en la cual Halsted se había fijado y enamorado. Por esa época (1889) los cirujanos se lavaban las manos con productos bastante corrosivos y operaban sin ninguna protección en las manos. Caroline pronto desarrolló una seria dermatitis o eccema en las manos, que ponía en peligro su continuidad en las salas de operaciones y en el hospital.

Halsted-y-Caroline-300x179

Halsted mantenía en secreto sus sentimientos y el temor a perder de su lado a Caroline dio alas a su inventiva. Encargó a la empresa Goodyear, famosa hoy por sus neumáticos y derivados del caucho, unos guantes de goma lo suficientemente finos para poder trabajar y que se pudieran esterilizar por vapor. El éxito de los guantes fue inmediato y Caroline permaneció a su lado y pronto se casaron.

guante-218x300

Primeros guantes de goma fabricados para el Dr Halsted por la fábrica Goodyear en 1890.

Con el tiempo se comprobó que los guantes además de proteger la piel de los cirujanos también protegían a los pacientes de la transmisión de gérmenes. Desde entonces y gracias a Halsted y su historia de amor, los cirujanos de todo el mundo utilizamos los conocidos guantes de goma.